Los desafíos de respetar adecuadamente la cadena de frío

A la hora de construir una cadena de frío de calidad, es fundamental comprender los requisitos técnicos, los circuitos logísticos, las rutas de transporte, las rutas marítimas tanto a nivel nacional como internacional. Para cumplir, aprenda las reglas básicas.

¿Quiénes son los actores involucrados en la cadena de frío?

La legislación francesa y europea, que se aplica a todos los operadores de la industria agroalimentaria, proporciona importantes garantías en cuanto al cumplimiento de la cadena de frío en todas las etapas de fabricación, almacenamiento, transporte y distribución de productos, entre otras.

El consumidor es el actor final de la cadena. Debe tener cuidado al comprar y transportar artículos a su casa, así como al manejar su refrigerador y congelador, para mantener los alimentos a la temperatura correcta hasta que estén listos para servirse en el plato. Debe apoyar los esfuerzos realizados por los especialistas de la industria, como los fabricantes de equipos de refrigeración, como https://colddistribution.fr/ pero también todos los demás actores.

Debe garantizarse una verdadera trazabilidad

Cuando se trata de logística, la trazabilidad es siempre una consideración muy importante, pero es aún más crítica cuando se trata de logística de frío. Los alimentos y productos refrigerados deben almacenarse y entregarse de acuerdo con las normas de la cadena de frío.

Debes poder monitorizar y regular la temperatura en tiempo real tanto en tus almacenes como en tus vehículos y tus sistemas de gestión deben permitirte hacerlo. Pero, más allá de la temperatura, hay que garantizar la seguridad alimentaria mediante el seguimiento de fechas, lotes, clases de riesgo, etc. Toda la información relativa a las mercancías que almacenas y transportas por cuenta de tus clientes debe estar totalmente actualizada.

A lire également  Cámara de vigilancia: Opta por la videovigilancia en la era de la Nube.

Capacidad de respuesta y vigilancia

En primer lugar, no se puede retrasar la recepción de mercancías frías. Por ello, es fundamental tratarlo lo más rápido posible. Incluso si procesas el resto de los artículos después, primero debes comprobar al recibir un paquete la presencia de productos sensibles al calor.

Es importante retirar las bolsas de hielo del embalaje antes de colocar paletas o paquetes en la cámara frigorífica para evitar que el exceso de frío congele los artículos. Comprueba si alguno de los envases tiene indicación de temperatura. Si observa que se ha roto la cadena de frío, rechace los paquetes, ya que esta ruptura puede provocar riesgos importantes para la calidad del producto.

Además, los procedimientos de aceptación deben documentarse y mantenerse meticulosamente para garantizar la responsabilidad. Registrar con precisión la fecha y hora en que se recibe un producto es información esencial.

El Internet de las Cosas: soluciones efectivas

Podría hacerle la vida mucho más fácil implementando objetos conectados para cumplir con los requisitos de la cadena de frío. Los sensores de temperatura, por ejemplo, facilitan el seguimiento de la temperatura de los productos. Al establecer umbrales de alerta, se le notificará tan pronto como la temperatura cambie, incluso en una décima de grado Celsius.

Además de los sensores de temperatura, se pueden utilizar sensores de luz para limitar el crecimiento de gérmenes en el medio ambiente. También es posible utilizar dispositivos de geolocalización para comprender mejor cómo se produjo una ruptura en la cadena de frío.